Energía Térmica


La energía térmica es una forma de energía que se manifiesta como el incremento de temperatura.

La mayor fuente de energía térmica disponible para el hombre es el sol. La fusión nuclear en el sol es lo que incrementa su energía térmica. Una vez que la energía térmica sale del sol (en forma de radiación) es llamada calor. Calor es la energía térmica en transferencia.

A un nivel más básico, la energía térmica viene el movimiento de los átomos y las moléculas de la materia. Es una forma de energía cinética producida por los movimientos aleatorios de esas moléculas. La energía térmica de un sistema puede incrementarse o disminuir.

Cuando pones tu mano sobre una estufa caliente puedes sentir el calor que emana. Lo que estas sintiendo es energía térmica en transferencia. Los átomos y las moléculas en el metal del quemador se están moviendo muy rápido debido a que el calor del fuego ha incrementado la energía térmica de las moléculas. Todos sabemos que es lo que pasa cuando nos frotamos las manos, se ponen calientes. Nuestra energía mecánica incrementa la energía térmica contenida en los átomos de nuestras manos y piel, es cuando empezamos a sentir el calor.

Para aprender más tambien visita ¿Qué es la Termodinamica?

Leyes de la Termodinámica

Cuando hablamos de energía térmica, debemos de hablar de las leyes de la termodinámica que expresan las leyes de la interacción de la energía con la materia.

Primera Ley de la Termodinámica: La energía y la materia son intercambiables pero no pueden ser creados o destruidos. La energía total en todo el universo permanece constante, sólo cambia de una forma a otra.

Segunda Ley de la Termodinámica: Esta ley dice que todo sistema tiende a moverse hacia su probable estado de energía. Por ejemplo. Un reloj de cuerda se moverá hasta que toda la energía potencial del resorte sea usada. Si no se inyecta más energía al sistema, regresará hacía su estado más probable que es el de no moverse. Es la ley más difícil de comprender.

Tercera Ley de la Termodinámica: Esta ley es aún un poco más complicada y trata con el estado de los átomos y moléculas de un sistema y el cero absoluto. Teóricamente el cero absoluto es imposible de alcanzar, ya que cualquier fuerza que intente detener a los átomos o moléculas genera una energía, por lo que no se podrá alcanzar el cero absoluto.