Energía Eléctrica


La energía eléctrica es generalmente conocida como electricidad. La energía eléctrica es la forma científica de la electricidad, y se entiende como el flujo de energía o el flujo de cargas a lo largo de un conductor para crear energía.

Le energía eléctrica es conocida por ser una fuente de energía secundaria, es decir, que se obtiene a partir de la conversión de otras formas de energía. Estas otras formas de energía son conocidas como las fuentes de energía primarias y que pueden ser el carbón, la energía nuclear, el gas natural, el petróleo, la energía solar, energía eólica, etc. Esto nos dice que podemos generar electricidad a partir de fuentes de energías renovables o no renovables, lo que hace a la energía eléctrica renovable o no renovable.

La energía eléctrica es una parte estándar de la naturaleza, y hoy en día la forma de energía mas utilizada del mundo. Muchos pueblos y ciudades fueron establecidos junto a cascadas, conocidas como fuente primaria de energía al utilizar la energía mecánica de estas para generar la electricidad. Turbinas son colocadas en la parte baja de la cascada, las cuales se mueven debido a la fuerza del agua y así se genera la electricidad. Antes de que la generación de energía eléctrica fuera conocida, las casas se iluminaban con lámparas de queroseno y se calentaban quemando carbón o madera, lo cual no es nada saludable.


La famosa historia de Benjamin Franklin sobre el cometa en una tormenta eléctrica fue el primer descubrimiento sobre la energía eléctrica. Después Thomas Alva Edison vino para perfeccionar estos principios con la invención del foco. Seguido a esto Nikola Tesla desarrollo las nociones de la corriente alterna de la energía eléctrica. Con la corriente alterna AC, la energía eléctrica pudo ser transmitida a distancias mucho más grandes, con lo que pudo ser usada en las casas.

Es importante comprender que la energía eléctrica no es un tipo de energía por si misma, sino más bien una forma de transferir energía de un objeto o elemento a otro. Para que la energía eléctrica pueda ser transferida es indispensable tener un conductor o circuito eléctrico. Esto es lo que Benjamin Franklin descubrió cuando el rayo fue transferido a través del cometa, funcionando este como el conductor. La energía eléctrica se hace presente cuando las cargas eléctricas se están moviendo o cambian de posición de un elemento a otro.