La ASIF dispuesta a la reducción de primas

La  ASIF se ha mostrado hoy dispuesta a aceptar una reducción de las primas a la energía solar fotovoltaica, hasta un 30%, y un cupo de potencia de 480 megavatios (MW) para 2009 para lograr un nuevo modelo de crecimiento para la industria.

“El paradigma del ‘vale todo’ ha terminado”, dijo Javier Anta, presidente de la ASIF en la presentación del informe anual de esta industria, que el año pasado logró al segundo lugar mundial, por detrás de Alemania, con 600 megavatios (MW) instalados, un 410% más, y unas inversiones de 536,7 millones de euros, cinco veces más que el año anterior.

Sólo el año pasado se instalaron en España 435 MW fotovoltaicos, tecnología que recibió 196 millones de euros de la tarifa, en concepto de primas, frente a los 45,7 millones de euros, y que emplea a más de 26.000 personas en España.

Necesitamos un nuevo modelo y los especuladores tendrán que irse”, subrayó el presidente de la patronal, que negocia actualmente con el Ministerio de Industria un nuevo marco regulatorio, que fijará la retribución a la producción eléctrica del sector a partir del próximo mes de octubre.

Sobre estas reuniones, que comenzaron la semana pasada, Anta destacó que la patronal ultima junto a la Asociación de Productores de Energías Renovables (APPA) una propuesta definitiva que presentará a Industria y destacó que el nuevo secretario general de Energía, Pedro Marín, les ha trasmitido “confianza” y el compromiso de apoyar al sector.

“El tema está abierto. Se busca la fórmula para que se fije una cifra anual y no haya desviaciones”, añadió Anta, quien recordó la propuesta “Fotovoltaica 20”, que fija un crecimiento anual del 20% hasta 2020 para alcanzar una potencia instalada en España de 20.000 megavatios (MW), partiendo de 480 MW nuevos en 2009.

En septiembre de 2007, Industria constató que se había cumplido el objetivo marcado en el Plan de Energías Renovables (PER) 2005-2010 para la fotovoltaica, circunstancia que obliga a cortar las primas y subvenciones, y envió a la Comisión Nacional de la Energía (CNE) una nueva propuesta de Real Decreto que ésta rechazó.

El texto elaborado por Industria no garantiza las primas una vez alcanzados los 1.200 MW y establece como fecha límite el 28 de septiembre para que las instalaciones puedan acogerse a la retribución actual.

Después de esta fecha, las instalaciones se acogerán a la tarifa general hasta que entre en vigor el nuevo sistema.

energía solar fotovoltaica

Comments are closed.